Toledo, la ciudad de las tres culturas

El casco histórico de Toledo se encuentra en lo alto de una colina, al lado del río Tajo que forma un pronunciado meandro. En 1986, la ciudad de Toledo fue declarada Conjunto Histórico y Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Es un placer pasear por sus callejuelas empedradas y estrechas, y es que Toledo ha sabido preservar su esencia y posee una gran riqueza cultural y arquitectónica.

Toledo es la ciudad de las tres culturas: los musulmanes, los judíos y los cristianos convivieron y coexistieron. Aún podemos ver la huella que dejaron en la ciudad. Aunque las tres culturas vivieron dentro de las murallas de la ciudad, sus barrios estaban perfectamente delimitados.

Su pasado judío

El barrio judío está delimitado por señalizaciones luminosas LED proyectadas en el suelo y placas metálicas con el nombre de barrio judío en tres idiomas. Muchas casas tienen  pequeños azulejos con inscripciones en hebreo.

Dos son las sinagogas que puedes visitar en Toledo:

Sinagoga de Santa María la Blanca

Este edificio de estilo mudéjar fue construido en 1180. Llaman la atención sus paredes blancas y sus pilares octogonales decorados con motivos vegetales, 32 en total. Fue transformada en iglesia por la Orden de Calatrava en 1411.

Sinagoga del Tránsito

Es un edificio del siglo XIV de estilo mudéjar y una de las mejores muestras de arquitectura judía de España. En 1492 los reyes Católicos cedieron el edificio a las Órdenes Militares de Calatrava y Alcántara y se convirtió en una iglesia cristiana.

En la actualidad alberga el museo Sefardí, en el cual podemos ver cómo era el estilo de vida, religión y costumbres de los judíos en España.

Los judíos fueron expulsados de la ciudad por los Reyes Católicos en el siglo XV.

Sinagoga Toledo
Sinagoga del Tránsito / Curiositravel

Su pasado musulmán

El dominio musulmán durante 374 años dejó su huella en la ciudad, y es que Toledo llegó a tener diez mezquitas. De ellas sólo nos quedan dos, y únicamente es visitable la Mezquita del Cristo de la Luz. Es una mezquita pequeña y sus bóvedas son réplicas de la Mezquita de Córdoba.  Desde sus jardines tendrás buenas vistas a tres de las puertas de la ciudad: la de Alfonso VI, la de Bisagra y la del Sol. En el siglo XII se convirtió en una iglesia después de la reconquista cristiana.

Antes de acceder a ella podemos apreciar una antigua calzada romana construida con grandes losas de granito bajo la cual hay una cloaca de la misma época.

Mezquita del Cristo de la Luz
Mezquita del Cristo de la Luz / Curiositravel

Su pasado cristiano

Catedral de Toledo

Es una de las catedrales más bonitas de España y la segunda catedral gótica más grande, sólo superada por la de Sevilla.

En su interior podemos ver alguna de las obras maestras del Greco, como es El Expolio, pero también podemos admirar cuadros de Caravaggio, Tiziano o Goya.

Catedral de Toledo
Catedral de Toledo

Monasterio de San Juan de los Reyes

Isabel la Católica lo mandó construir para conmemorar la batalla de Toro (donde quedó decidida la sucesión del trono a favor de Isabel) y con la intención de que los enterrarán en él a ella y a su marido. Aunque después de la reconquista de Granada cambió de opinión y sus restos descansan en esta ciudad.

Su claustro es impresionante, y en la parte alta además de las gárgolas podemos ver el famoso lema de los reyes “Tanto monta”.

Este monasterio ha sido escenario de la serie Isabel, y películas sobre la historia de Cristóbal Colón o de los Reyes Católicos.

Monasterio de San Juan de los Reyes
Monasterio de San Juan de los Reyes / Curiositravel

Toledo del Greco

El Greco también dejó huella en esta ciudad. Dos de sus cuadros más famosos se encuentran aquí: El Expolio, en la catedral, y El entierro del Señor de Orgaz, en la iglesia de Santo Tomé.

Las puertas de la ciudad

Son varias las puertas que se conservan en perfecto estado en Toledo. La Puerta Nueva de Bisagra, la Puerta Antigua de Bisagra o de Alfonso VI y la Puerta del Sol. Las tres están muy cerca unas de otras y bien merecen un paseo para conocerlas.

El Alcázar de Toledo

Su construcción se remonta a la época romana. Durante los reinados de Alfonso VI y Alfonso X el Sabio se rehace, dando origen al primer alcázar de planta cuadrada con torres en los ángulos. Más tarde fue reestructurado por el emperador Carlos V. Actualmente es la sede del Museo del Ejército.

Las mejores vistas de la ciudad las tendrás desde él.

Alcázar Toledo
Vista del Alcázar / Curiositravel

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *